• Enviar
  • Imprimir

Asistencia de salud en peligro: preguntas y respuestas

25-07-2012 PMF

La campaña “Asistencia de salud en peligro” es una iniciativa mundial del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, liderada por el CICR y destinada a abordar los extensos y graves efectos de los actos ilícitos y a veces violentos que obstruyen la prestación de asistencia sanitaria, dañan o destruyen las instalaciones y los vehículos sanitarios, y causan heridas o la muerte a trabajadores de la salud y pacientes, en conflictos armados y en otras situaciones de emergencia.

El proyecto, que se extenderá de 2011 a 2015, se concentrará en el fortalecimiento de la protección de los heridos y los enfermos en esas situaciones mediante la adopción de medidas específicas para ayudar a que accedan en forma segura a una atención médica imparcial y eficaz. A lo largo de los próximos cuatro años, el CICR y las Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja instarán a los Estados Partes en los Convenios de Ginebra, la comunidad de la salud en su conjunto y otros interesados a que definan soluciones concretas y se comprometan a aplicarlas.

¿Qué problema específico aborda este proyecto?

La violencia contra los trabajadores, las instalaciones y los beneficiarios de la asistencia médica es uno de los más graves retos humanitarios del mundo actual. Y, sin embargo, no siempre se lo reconoce.
Un estudio del CICR basado en datos recogidos en 16 países desde mediados de 2008 hasta finales de 2010 demuestra que se perpetran actos de violencia que impiden la prestación de asistencia sanitaria; esos actos pueden ser ataques directos contra pacientes y contra el personal y las instalaciones de salud, incluidos saqueos y secuestros, como así también arrestos o negar el acceso a la asistencia sanitaria.
Los enfrentamientos que se producen en entornos urbanos a veces impiden que el personal de salud llegue hasta su lugar de trabajo. En ocasiones, los socorristas son demorados innecesariamente en los puestos de control, los soldados ingresan por la fuerza en los hospitales para buscar a enemigos o protegerse de un ataque; otras veces, las ambulancias son atacadas o se las utiliza ilegalmente para perpetrar un ataque. Sea cual sea el contexto, las precarias condiciones de seguridad que prevalecen en muchas partes del mundo impiden que los heridos y los enfermos se beneficien de la atención médica que tienen derecho a recibir.

Si bien los actos que impiden la prestación de asistencia sanitaria con frecuencia constituyen infracciones de los principios básicos del derecho internacional humanitario y del derecho internacional de los derechos humanos, y si bien el Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja viene esforzándose desde hace décadas para que cesen esos actos, el problema persiste. Abordarlo es una cuestión de vida o muerte para miles de personas.

¿Por qué ésta es una de las cuestiones humanitarias más importantes hoy en día?

Un solo acto de violencia que cause daños a un hospital o provoque la muerte de trabajadores de la salud tiene un efecto devastador: muchos pacientes quedan privados del tratamiento que esos trabajadores podrían haberles dado en ese hospital. El asesinato de seis enfermeros del CICR y de la Cruz Roja en Novye Atagi, Chechenia, el 17 de diciembre de 1996, dejó a unos 2.000 heridos de guerra por año sin la atención quirúrgica que necesitaban. El efecto en los heridos y los enfermos de un solo incidente violento contra el personal o las instalaciones de salud pueden sentirlo cientos o incluso miles de personas.

Considerando las consecuencias que acarrean las amenazas persistentes y graves contra la asistencia sanitaria, sumadas al problema recurrente de la inadecuación de los servicios médicos, la falta de acceso a la asistencia sanitaria probablemente sea una de las cuestiones humanitarias más importantes hoy en día por lo que respecta al número de personas afectadas.

¿Qué puede hacerse al respecto?

En los talleres de expertos organizados en asociación con diversas Sociedades Nacionales, los Estados, miembros de la comunidad de la salud y organizaciones no gubernamentales, se definirán soluciones tangibles. Por ejemplo, se podría colocar un recubrimiento de plástico transparente en las ventanas de los hospitales para proteger a los pacientes y al personal sanitario de los estallidos, se podría mejorar la integración del derecho internacional humanitario (DIH) en la legislación nacional y la doctrina militar.

A través de una serie de conferencias regionales, el CICR y las Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja examinarán las conclusiones y las recomendaciones de los talleres y alentará a los Estados a respaldarlas y aplicarlas. También se aprovecharán otros eventos importantes de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja o vinculados a la salud para obtener apoyo para el proyecto “Asistencia de salud en peligro”.

La iniciativa ayudará a concientizar sobre la cuestión y promover la adopción y la aplicación de medidas específicas para que se pueda prestar asistencia sanitaria en forma segura en conflictos armados y en otras situaciones de emergencia. También contribuirá a sensibilizar sobre la cuestión a los profesionales del medio, las ONG dedicadas a temas de salud y otras instancias que pueden influir en la situación actual.

¿Qué abarca el concepto de “asistencia de salud”?

Abarca:

  • hospitales, clínicas, puestos de primeros auxilios y ambulancias;
  • personal de asistencia de salud, así trabaje en instalaciones médicas, ambulancias o en calidad de profesionales independientes;
  • todas las personas presentes en las instalaciones médicas, incluidos los heridos, los enfermos y sus parientes;
  • el personal de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja que participa en la prestación de asistencia de salud, incluidos los voluntarios;
  • ONG dedicadas a temas de salud;
  • personal e instalaciones de salud militares.