• Enviar
  • Imprimir

República Democrática del Congo: desalojar a la serpiente, pero sin destruir los huevos

29-12-2010 Reportaje

Al este de la República Democrática del Congo (RDC), el CICR se esfuerza por sensibilizar a los miembros de las fuerzas y los grupos armados sobre el respeto del derecho internacional humanitario (DIH). Informe sobre las actividades de formación que se llevan a cabo en una región remota, próxima a zonas donde tienen lugar los enfrentamientos armados.

     
©CICR/P. Yazdi/cd-e-01137 
   
Kivu Sur, Mesetas Altas de Minembwe, ciudad de Minembwe. Pascal Nepa, delegado de comunicación de la subdelegación de Bukavu (Kivu Sur) durante una sesión de difusión del derecho internacional humanitario (DIH) destinada a las Fuerzas Armadas de la República Democrática del Congo (FARDC). 
               
©CICR/P. Yazdi/cd-e-01176 
   
Kivu Sur, Mesetas Altas de Minembwe, ciudad de Minembwe. Un oficial de las FARDC consulta un folleto del CICR durante una sesión de difusión del derecho internacional humanitario. 
               
©CICR/P. Yazdi/cd-e-01177 
   
Kivu Sur, Mesetas Altas de Minembwe, ciudad de Minembwe. Patient Masiriki, empleado del CICR en Uvira, explica algunas reglas del derecho internacional humanitario a un oficial de las FARDC. 
           

" Ustedes realizan operaciones en una zona poblada, la aldea X " , dice Pascal Nepa, joven asistente en comunicación del CICR. Para el grupo uno, la pregunta es la siguiente: " ¿Cuáles son los factores que se han de tener en cuenta para proteger a las personas civiles durante el ataque " ?

En la sala, 50 oficiales y suboficiales de las Fuerzas Armadas de la República Democrática del Congo (FARDC) escuchan atentamente. El sol penetra por las ventanas sin vidrios y atenúa el frío húmedo de esta región caracterizada por mesetas altas, que alcanzan los 2.600 metros de altura. Nos encontramos en Minembwe, en la parte más meridional de la provincia de Kivu Sur, al este de la RDC.

Se invita a los militares a salir al patio para que reflexionen sobre la cuestión que se les plantea. Es el momento de estirar las piernas y entrar un poco en calor. Los pequeños grupos de trabajo se han organizado según la graduación de sus miembros. En esta reunión, el clima es de entusiasmo.

Al principio, Patient Masiriki, asistente de la oficina del CICR en Uvira, había efectuado una breve presentación de la Institución, pronunciando un discurso bien aceitado. Patient trabaja con el CICR desde hace quince años y recorre la región con regularidad.

  Ejemplos concretos  

" Los equipos del CICR tienen frecuentes reuniones con los oficiales superiores de los diferentes batallones de las FARDC y los comandantes de los grupos armados, para hablarles acerca de la aplicación y el respeto del DIH. Ésta es una zona de opera ciones. Procuramos mantener contactos frecuentes con todos, incluso con las personas civiles, y nuestra neutralidad es muy bien reconocida " , dice Patient.

" La mayoría de los militares conoce el DIH " , explica Pascal Nepa, que se dispone a recorrer las mesetas altas durante las próximas dos semanas para organizar sesiones del mismo tipo. " Lo que plantea problemas es la aplicación del derecho en casos concretos. Durante mucho tiempo, privilegiamos un enfoque basado en la transmisión de las normas, pero era una modalidad demasiado teórica. Desde finales de 2009, elaboramos enfoques mucho más participativos y adaptados a las realidades del terreno. Juntos, procuramos encontrar respuestas que concilien la misión militar con la necesidad de proteger a los civiles " .

  Un método dinámico  

En el patio, Patient y Pascal van de un grupo a otro, escuchan las conversaciones e introducen algunos elementos del DIH para orientar el debate.

" Este método es dinámico " , dice Patient. " Si es necesario ajustar algunas respuestas, intervienen los propios participantes o sus oficiales superiores. Hacer la guerra es un oficio -el de ellos, no el nuestro " .

Todos regresan a sus lugares y se sientan. Divididos en grupos de cinco personas, los participantes dan a conocer las respuestas. Al final de cada intervención, hay aplausos. Hoy, participa en la reunión el coronel a cargo de las unidades de las FARDC destacadas en la región.

" Tenemos suerte " , dice Patient discretamente. " El coronel es un hombre experimentado, que considera que los militares deben dar el ejemplo y trata de prevenir los malos comportamientos " .

" No es fácil desplegar a jóvenes oficiales y soldados en esta región " , subraya el oficia l. " Durante las operaciones, debemos hacer elecciones tácticas. Pero, ni la presión ni las limitaciones del terreno deben impedirnos hacer nuestro trabajo en un marco de respeto por las normas " . 

  El DIH, un escudo de protección  

En una región marcada por los conflictos armados y las tensiones étnicas, el respeto del derecho internacional humanitario por las partes en el conflicto constituye un escudo que protege no sólo a las poblaciones sino también a los combatientes que puedan caer en manos del enemigo.

La reunión termina con la proyección de una película rodada en la RDC, protagonizada por oficiales del ejército congoleño. A la película, sigue un debate sobre la protección de las personas civiles y la asistencia a los combatientes heridos.

Antes de separarse, el coronel se levanta y propone un problema a sus oficiales: " En el armario donde se guardan los huevos, se ha escondido una serpiente. La serpiente representa al enemigo, y los huevos a las personas civiles. ¿Cómo desalojar a la serpiente sin destruir los huevos? "