• Enviar
  • Imprimir

Principios relativos al estatuto y al funcionamiento de los organismos nacionales para el Derecho Internacional Humanitario

01-08-1997

  A.   Estatuto y estructura
 

1. Habida cuenta de que la aplicación del derecho internacional humanitario incumbe principalmente al Gobierno, el organismo nacional para el derecho internacional humanitario ha de mantener un vínculo con el poder ejecutivo. Su estatuto jurídico dependerá de la estructura constitucional y de los procedimientos aplicados por el Estado concernido.

2. La observancia del derecho internacional humanitario y, sobre todo, la aplicación de este derecho a nivel nacional, son actividades permanentes. Una estructura formal permitirá al organismo para el derecho internacional humanitario garantizar la continuidad de dichas actividades.

  B.   Competencias y atribuciones  

3. EI organismo nacional específico para el derecho internacional humanitario ha de tener competencias de promoción, asesoramiento y coordinación por lo que atañe a las cuestiones relativas a la aplicación a nivel nacional, así como a la observancia y al desarrollo de este derecho. Han de definirse con claridad la competencia y la composición de este organismo y enunciarse, llegado el caso, en un texto reglamentario.

Sus atribuciones han de permitir a dicho organismo lo siguiente:

  PROMOVER  

Promover la ratificación de los tratados de derecho humanitario o la adh esión a los mismos; promover la armonización de la legislación, de los reglamentos y de las prácticas nacionales con los instrumentos internacionales relativos al derecho humanitario en los que el Estado es Parte, así como la aplicación eficaz de los mismos.

  EVALUAR  

Tener facultad para estudiar y evaluar el estado de la legislación nacional, de las decisiones judiciales y de las disposiciones administrativas en relación con las obligaciones dimanantes de los Convenios de Ginebra de 1949 y, llegado el caso, de sus Protocolos adicionales de 1977, así como de otros instrumentos de derecho humanitario.

  PROPONER  

Poder someter a juicio de las autoridades concernidas opiniones consultivas acerca de cuestiones vinculadas a la aplicación del derecho humanitario, así como formular recomendaciones y propuestas al respecto. Disponer para ello del derecho de iniciativa.

Estas opiniones y recomendaciones pueden relacionarse, en particular, con los siguientes ámbitos:

  • la incorporación de disposiciones de los tratados humanitarios en el derecho nacional;

  • la elaboración de todas las medidas legislativas y reglamentarias o administrativas necesarias a fin de posibilitar la eficaz aplicación y, por consiguiente, la observancia de las normas de derecho humanitario ;

  • la adopción, en particular de una legislación adecuada para sancionar las violaciones graves de este derecho y para proteger el uso de los emblemas de la cruz roja y de la media luna roja, así como de los demás signos y señales protegidas;

  • la adopción de disposiciones reglamentarias para definir y garantizar el estatuto de las personas protegidas por el derecho humanitario, así como para garantizar el respeto de las personas y de las garantías judiciales en tiempo de conflicto armado;

  • la formación y nombramiento de personal calificado en el ámbito del derecho humanitario, principalmente de asesores jurídicos en las fuerzas armadas; y

  • el emplazamiento y la señalación de lugares protegidos por el derecho humanitario.

  SEGUIR DE CERCA  

Seguir de cerca la aplicación de las recomendaciones y conclusiones que ha formulado.

  APOYAR, COORDINAR Y ARMONIZAR  

Apoyar a las personas interesadas en estos ámbitos, en particular a los representantes de los diferentes Ministerios y entidades gubernamentales, así como alentarles y apoyar la colaboración entre estos últimos y, dado el caso, coordinar sus actividades. Servir de catalizador entre las fuerzas políticas y sociales concernidas.

  ASESORAR  

Realizar cualquier otra labor que el Gobierno le encomiende por lo que atañe al derecho humanitario y formular opiniones acerca de cualquier otra cuestión que se le presente en relación con este derecho.

  DIFUNDIR  

Desempeñar un papel importante en la difusión del conocimiento del derecho humanitario y tener, para ello, la facultad necesaria para realizar estudios, proponer actividades de difusión y participar en las mismas. Asimismo, debería asociarse, en la elaboración de programas de enseñanza del derecho humanitario en las fuerzas armadas y en las fuerzas del orden, con otras autoridade s civiles o militares, que asuman responsabilidades en la aplicación del derecho internacional humanitario, así como a todos los niveles de formación escolar y profesional, incluido el universitario.

  C.   Composición  

4. Por lo que respecta a la composición, el organismo nacional para el derecho internacional humanitario debería reunir, para cumplir su misión, las siguientes características:

  REPRESENTATIVIDAD  

Ser representativo en su composición de todos los sectores del Gobierno concernidos por el derecho humanitario y contar entre sus miembros, en particular, con representantes de los poderes ejecutivo, judicial y legislativo, con competencias que le permitan ejercer la autoridad que representan.

  SOCIEDADES NACIONALES DE LA CRUZ ROJA Y DE LA MEDIA L UNA ROJA  

Asociar a la Sociedad Nacional de la Cruz Roja o de la Media Luna Roja con sus actividades y trabajos, habida cuenta del papel que le atribuyen a esta última los tratados de derecho humanitario y los Estatutos del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, así como de sus conocimientos y de su pericia en el ámbito humanitario.

  EXPERTOS  

Prever en su mecanismo de funcionamiento la posibilidad de consultar o de asociar en su labor a expertos (juristas, médicos, profesores universitarios, militares), así como a representantes de la sociedad civil (asociaciones de profesionales, organizaciones no gubernamentales, etc.).

  D.   Modalidades de funcionamiento  

5. En el marco de su funcionamiento, el organismo nacional para el derecho internacional humanitario debería tener:

  CONTINUIDAD Y REGULARIDAD EN LA LABOR  

Garantizar una continuidad en el cumplimiento de tareas vinculadas al derecho internacional humanitario, para que se mantenga el interés por este derecho en el orden del día del Gobierno; organizarse para posibilitar dicha continuidad.

Celebrar reuniones tan a menudo como fuere necesario y, de ser posible, con regularidad; reunirse en presencia de todos sus miembros convocados con regularidad.

  METODOLOGÍA DE TRABAJO  

Definir un método de trabajo; trazar un cuadro de los ámbitos que requieren medidas de aplicación, identificar estas últimas, así como las autoridades concernidas; formular un plan de acción y establecer prioridades.

Trabajar en sesiones plenarias o delegar, conforme sea necesario, la ejecución de ciertas actividades a miembros particulares o a subcomités.

  INFORMACIÓN  

Informar periódicamente al Gobierno y a las demás instancias interesadas acerca de las actividades que haya desplegado.

  MEDIOS DE ACTUACIÓN  

Disponer de todos los medios humanos, materiales y económicos necesarios para la buena marcha de la labor que le ha sido encomendada.

  E.   Cooperación  

6. Conviene mantener contactos periódicos y una buena cooperación entre los organismos nacionales del derecho humanitario, habida cuenta de que estos últimos se enfrentan, a menudo, con cuestiones y problemas análogos. Para ello, el organismo de derecho internacional humanitario deberá:

  INTERCAMBIAR INFORMACIÓN Y COOPERAR  

Mantener relaciones e intercambiar información acerca de sus actividades y de las experiencias con otros organismos análogos de los países de la misma zona o con sistemas jurídicos parecidos; organizar actividades conjuntamente con estos últimos y/o invitar a expertos de los mismos a que participen en las propias actividades.

Fomentar contactos periódicos con otras instituciones relacionadas con la aplicación del derecho humanitario y con el Servicio de Asesoramiento del Comité Internacional de la Cruz Roja.

  INFORMAR  

Informar con regularidad al Servicio de Asesoramiento en Derecho Internacional Humanitario del CICR y, en particular, informar a este último acerca de cualquier nuevo logró por lo que respecta al derecho humanitario a nivel nacional.

  REUNIRSE  

Organizar y participar en reuniones entre organismos de la misma clase a nivel interestatal y zonal; buscar para ello el apoyo de recintos zonales y universales.

Extracto de: " Aplicación a nivel nacional del derecho Internacional Humanitario. Informe anual 1996. CICR "