• Enviar
  • Imprimir

Siria: las necesidades se incrementan rápidamente

29-12-2011 Resumen de actividades N° 11/02

La situación en Siria ha seguido deteriorándose, especialmente en los últimos días, y la violencia ha provocado cientos de muertos o heridos. Muchas personas han sido detenidas.

Nueve meses después de que comenzaron los disturbios, la violencia tiene también otros efectos. "Aunque la crisis humanitaria no afecta a todo el país, tiene consecuencias graves y directas en amplias zonas", dijo la jefa de Actividades Operacionales para Oriente Próximo y Oriente Medio, Béatrice Mégevand-Roggo. "Las necesidades se incrementan rápidamente, especialmente con la llegada del invierno. La escasez de carburante y la dificultad para circular libremente a fin de comprar alimentos, entre otras cosas, hacen cada vez más difíciles las actividades cotidianas.

Las sanciones que varios países han impuesto a Siria también están dificultando la vida de la gente en general. Algunas fábricas y tiendas han cerrado sus puertas y los cortes de luz no son una excepción. Muchos sirios dependen de un salario diario y si llegara a faltarles este dinero, aumentarían también los contratiempos.

La principal preocupación del CICR son los obstáculos que los heridos y los enfermos tienen que vencer para obtener atención médica. "Se han señalado varios casos en que se ha faltado al respeto al personal sanitario y a los establecimientos de salud" dijo la señora Mégevand-Roggo. En Idlib, Homs, Hama, Dara, Deir Al Zor, por ejemplo, mucha gente perderá la vida si no recibe rápidamente y sin obstáculos atención de salud.

"Estamos en Siria desde hace más de 40 años, y nuestra principal actividad ha sido prestar ayuda a la población del Golán ocupado. Ahora desplegamos muchas otras actividades para ayudar a las personas afectadas por la violencia interna", dijo la señora Mégevand-Roggo. "Nuestros asociados en la Media Luna Roja Árabe Siria han trabajado sin descanso en circunstancias especialmente difíciles y peligrosas, a fin de proporcionar asistencia médica y alimentaria. Las demoras o los obstáculos a la prestación de primeros auxilios pueden cobrarse la vida de los heridos".

El CICR continúa muy preocupado por la situación de muchos miles de detenidos. En septiembre, hizo una visita en la Prisión Central de Damasco en Adra, según lo convenido en un diálogo confidencial con las autoridades sirias y tras sus gestiones para fomentar la confianza y la comprensión mutua. "Continuamos nuestras conversaciones con las autoridades, a fin de llegar a un acuerdo que nos permita visitar a los detenidos de conformidad con nuestras modalidades habituales de trabajo", dijo la señora Mégevand Roggo. Los delegados del CICR deben poder visitar todos los lugares de la prisión, hablar en privado con los detenidos de su elección, y repetir las visitas cuantas veces sea necesario. "Se comunican las conclusiones y recomendaciones sólo a las autoridades concernidas. Creemos que es la mejor manera de obtener resultados satisfactorios", añadió.

Desde el comienzo de los actuales disturbios civiles, el CICR ha coordinado con la Media Luna Roja Árabe Siria sus actividades en el país. Desde que el CICR fue autorizado, el mes de junio pasado, a visitar las zonas de disturbios, ha proporcionado suministros médicos y alimentos y otros socorros a las personas afectadas.

Hechos y cifras (mayo diciembre de 2011)

  •  El CICR ha distribuido 14.000 paquetes de víveres, consistentes en alimentos para seis personas para un mes (lo que significa un total de 85.000 personas beneficiadas).
  • Se han distribuido 30.000 paquetes con material escolar –bolsos y conjuntos completos de útiles escolares– a los niños de familias pobres en las zonas afectadas.
  • El CICR y la Media Luna Roja Árabe Siria han distribuido casi 1.400 paquetes con material de higiene –con productos de aseo para seis personas cada uno– y 3.000 mantas.
  • El CICR ha donado apósitos y otro material para el tratamiento de los heridos a causa de la violencia, a hospitales privados y estatales de Hama, Dara, Homs e Idlib, y a la sede de la Media Luna Roja Árabe Siria para que lo ponga a disposición de los voluntarios de primeros auxilios.
  • El CICR ha donado equipos de triaje, camillas, sillas de ruedas y mesas de ruedas a los hospitales adonde han sido llevados los heridos y los muertos.
  • El CICR ha proporcionado cuatro unidades móviles de primeros auxilios y atención de salud, 700 bolsas de primeros auxilios, diversos suministros médicos y 600 bolsas para cadáveres a la Media Luna Roja Árabe Siria.
  • La Media Luna Roja Árabe Siria ha distribuido miles de paquetes de víveres, mantas, colchones y medicaciones a las personas más necesitadas en, por lo menos, 20 localidades diferentes afectadas por los disturbios.
  • El CICR ha organizado un seminario avanzado de primeros auxilios para más de 60 médicos que se han presentado como voluntarios para ayudar a la Media Luna Roja Árabe Siria a tratar a los heridos.

Además de las actividades relacionadas con los disturbios, el CICR sigue realizando sus actividades habituales.

Para las personas afectadas por la sequía en el noroeste del país, el CICR:

  • construyó o reparó unidades de desalinización de agua potable en las provincias de Homs, Deir Al Zor y Al Hasakah, las cuales abastecen a 10.500 personas;
  • instaló una bomba de agua en el pozo de Al Hasakah en favor de 3.500 personas y su ganado;
  • refaccionó tres reservorios de agua subterráneos en Deir Al Zor y Al Raqqa, en favor de 2.400 personas y su ganado;
  • refaccionó dos estanques de agua potable en Deir Al Zor, en favor de 2.500 personas y su ganado;
  • proporcionó apoyo a los servicios de transporte de agua de la Media Luna Roja Árabe Siria para que más de 21.000 habitantes de zonas recónditas de las provincias de Deir Al Zor, Al Raqqa y Al Hasakah sigan recibiendo sin costo alguno agua potable.

En cuanto al Golán ocupado, el CICR:

  • ayudó a 538 peregrinos a cruzar la línea de demarcación para que visitaran a las respectivas familias y amigos en otros lugares de Siria;
  • hizo posible que 175 estudiantes pasaran del Golán ocupado a Damasco;
  • hizo lo necesario para que 240 estudiantes regresaran al Golán ocupado para pasar las vacaciones o de forma definitiva tras recibir su diploma en la Universidad de Damasco.

Además, el CICR organizó, en cooperación con la Media Luna Roja Árabe Siria y algunos Ministerios, seis talleres sobre el derecho internacional humanitario y el derecho internacional de derechos humanos para 56 juristas, 40 periodistas, casi 200 jueces y 33 voluntarios en comunicación de la Media Luna Roja Árabe Siria en Damasco y Alepo.

Para más información:
Hicham Hassan, CICR, Ginebra, tel.: +41 21 730 25 41 ó +41 79 536 92 57