• Enviar
  • Imprimir

Líbano: el CICR sigue adelante con las actividades en favor de los refugiados sirios

17-05-2013 Resumen de actividades

Siguen llegando a Líbano numerosas personas que huyen de los enfrentamientos en Siria. El CICR está decidido a hacer su parte para ayudar a los refugiados.

Las consecuencias humanitarias de los más de dos años de conflicto en Siria son devastadoras. Más de un millón de sirios y palestinos de Siria han huido de sus hogares para refugiarse en los países vecinos, en particular Líbano. La mayoría de los refugiados cruzaron la frontera con las manos prácticamente vacías y ahora necesitan viviendas, alimentos, agua potable y atención médica.

A medida que se intensifica el conflicto, cientos de sirios siguen cruzando la frontera a diario. La crisis causada por el creciente número de refugiados provoca presiones cada vez mayores en los países y comunidades locales que los acogen.

"Si bien la parte más importante de la respuesta del CICR a las necesidades humanitarias derivadas del conflicto se despliega dentro de Siria, que ha pasado a ser la mayor operación de nuestra Institución en el mundo en términos de presupuesto, el CICR también desea contribuir de manera positiva a las actividades en favor de las personas que se han refugiado en los países vecinos", dijo Jürg Montani, jefe de la delegación del CICR en Líbano. "Contamos con la flexibilidad necesaria para intervenir en lugares y momentos en que otras organizaciones no pueden hacerlo, al menos en lo que concierne a la ayuda de emergencia".

Junto con la Cruz Roja Libanesa, su principal asociado nacional, el CICR sigue respondiendo a las necesidades de las personas que huyen del conflicto. El papel del CICR consiste en apoyar la acción del gobierno de Líbano, la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) y sus asociados, que ya prestan  ayuda humanitaria a más de 440.000 refugiados procedentes de Siria.  

Además de ayudar a los servicios médicos de urgencia de la Cruz Roja Libanesa que atienden a víctimas sirias, el CICR ha prestado atención médica de urgencia a cientos de sirios heridos y ha distribuido artículos esenciales como colchones, mantas, utensilios de cocina y artículos de higiene y, en algunos casos, alimentos y otros socorros, a miles de refugiados que llegan a Líbano, entre los que se cuentan palestinos que huyeron de campamentos en Siria.

Entre enero y abril, el CICR:

  • sufragó los gastos de tratamiento de más de 300 pacientes con heridas de armas;
  • en el norte de Líbano, reforzó el personal hospitalario con 120 personas expertas en los métodos de triage que se utilizan en situaciones con grandes números de de heridos;
  • en Trípoli y en el campamento de refugiados de Ein el Hilweh, proporcionó insumos médicos a ocho centros de atención de salud, en beneficio de más de 570 pacientes;
  • distribuyó asistencia a más de 10.000 refugiados de Siria, entre los que se contaban más de 6.600 palestinos. También se beneficiaron de esta ayuda los ciudadanos libaneses que anteriormente residían en Siria y que tuvieron que huir del conflicto;
  • ayudó a la Cruz Roja Libanesa a trasladar a 506 heridos sirios a hospitales libaneses;
  • proporcionó apoyo económico al banco de sangre de la Cruz Roja Libanesa, a fin de ayudarle a responder a la mayor demanda de sangre causada por la crisis en Siria;
  • ayudó a restablecer el contacto entre familiares, en particular entre detenidos y sus seres queridos, separados entre sí por la frontera;
  • siguió interviniendo ante las autoridades para asegurar que respetaran el principio de no devolución.

El CICR también pondrá en práctica un programa de apoyo a los sistemas públicos de distribución de agua en zonas donde la infraestructura se ve sobrecargada por la afluencia de refugiados.

Para más información:
Samar El Kadi, CICR, Beirut, tel.: +961 70 153 928
Dibeh Fakhr, CICR, Ginebra, tel.: +41 22 730 37 23 ó +41 79 447 37 26


Fotos

Tiro, sur de Líbano. Refugiados sirios en un campamento. 

Tiro, sur de Líbano.
Refugiados sirios en un campamento.
© Reuters / A. Hashisho

Una refugiada siria espera su turno para recoger agua. 

Sidón, sur de Líbano.
Una refugiada siria espera su turno para recoger agua.
© Reuters / A. Hashisho

Una madre y su hijo, refugiados de Siria. 

Valle de Bekaa, Líbano.
Una madre y su hijo, refugiados de Siria.
© Reuters / J. Saidi

Colaboradores de la Cruz Roja Libanesa trasladan a un refugiado sirio herido a una ambulancia. 

Región de Shebaa, Líbano.
Colaboradores de la Cruz Roja Libanesa trasladan a un refugiado sirio herido a una ambulancia.
© Reuters / K. Daher