• Enviar

Los desafíos contemporáneos del DIH

En los conflictos armados contemporáneos, los civiles son las principales víctimas de las violaciones del derecho internacional humanitario (DIH) cometidas por las partes estatales y no estatales.  La naturaleza de los conflictos armados contemporáneos continúa planteando retos a la aplicación y al respeto del DIH en numerosos ámbitos, desde la clasificación de los conflictos armados hasta el empleo de nuevas tecnologías. Es necesario comprender esos retos y abordarlos para que el DIH siga cumpliendo su función de protección en las situaciones de conflicto armado.

>> Lea el panorama completo

Desafíos

  • Terrorismo

    El DIH, también conocido como el derecho de los conflictos armados o el derecho de la guerra, prohíbe la mayoría de los actos cometidos durante los conflictos armados que, si se cometiesen en tiempo de paz, normalmente se considerarían "actos terroristas". En este contexto, el DIH se aplica tanto a las fuerzas armadas regulares como a los grupos armados no estatales.


  • Participación directa en las hostilidades

    El DIH distingue entre soldados y civiles. Pero en los conflictos actuales, las hostilidades con frecuencia ocurren cerca de los civiles, quienes asumen cada vez más ciertos roles militares. Esto dificulta el discernimiento.


  • Nuevas tecnologías y derecho internacional humanitario

    A raíz de los desarrollos tecnológicos, han surgido nuevos métodos y medios de guerra, como los ataques cibernéticos, los drones armados y los robots, que plantean nuevos retos humanitarios y jurídicos. Al desarrollar o adquirir armas, medios o métodos de guerra nuevos, es sumamente importante que los Estados verifiquen si cumplen con lo establecido en el derecho internacional humanitario. Sin embargo, al aplicar normas jurídicas preexistentes a las nuevas tecnologías, es posible que surja la cuestión de si las normas son suficientemente claras por lo que respecta a las características específicas de la tecnología y a sus efectos posibles en el plano humanitario.


  • La detención por razones de seguridad

    La privación de libertad por razones de seguridad es una medida de control excepcional que cada vez más se implementa en los conflictos armados y otras situaciones de violencia. Hay motivos de preocupación acerca de la protección de los derechos de estos detenidos.


  • Las fuerzas multinacionales

    Dados los contextos peligrosos y volátiles en los que se desempeñan, es probable que las fuerzas que participan en operaciones de paz se vean obligadas a emplear la fuerza. En esos contextos, la cuestión de la aplicabilidad del DIH se vuelve crucial.


  • El respeto por el DIH

    Los Estados y las otras partes en un conflicto armado tienen la obligación de respetar y hacer respetar el derecho internacional humanitario (DIH) en toda circunstancia. Deben utilizar su influencia para prevenir y poner fin a las infracciones del DIH y abstenerse de alentar la comisión de infracciones por otras partes.


  • Ocupación

    En virtud del DIH, existe una situación de ocupación cuando un Estado ejerce un control efectivo no consentido de un territorio del que no tiene título de soberanía. El artículo 42 del Reglamento de La Haya de 1907 contiene la siguiente definición de “ocupación”: “Se considera como ocupado un territorio cuando se encuentra colocado de hecho bajo la autoridad del ejército enemigo. La ocupación no se extiende sino a los territorios donde esa autoridad esté establecida y en condiciones de ejercerse”.


  • Privatización de la guerra

    En los últimos años, las partes en conflictos armados han recurrido cada vez más a empresas militares y de seguridad privadas para que realicen tareas que tradicionalmente correspondían a las fuerzas armadas. La participación de esas empresas en o cerca de las operaciones militares ha planteado diversas cuestiones en cuando al modo en que debería aplicarse el derecho internacional humanitario (DIH).