• Enviar


Banner - Twitter

banner RSS

El CICR en Eritrea

El CICR abrió su delegación en Eritrea en 1998 y desplegó actividades durante el conflicto entre Eritrea y Etiopía (1998-2000), con el fin de prestar asistencia a las personas directamente afectadas por la guerra. Una vez finalizada la guerra, en 2000, el CICR permaneció en el país para responder a las consecuencias del conflicto, dedicándose, en particular, a restablecer el contacto entre familiares, mejorar el abastecimiento de agua, prestar servicios de veterinaria, proporcionar tractores para arar las tierras de cultivo, distribuir herramientas agrícolas, promover el derecho internacional humanitario y los principios fundamentales del Movimiento y fortalecer las capacidades de la Cruz Roja de Eritrea. Sigue

Hechos y cifras

De enero a diciembre de 2013, el CICR:

  • aplicó tratamiento antiparasitario a más de 2.300.000 cabezas de ganado, en beneficio de más de 360.000 personas en cuatro regiones de Eritrea: Gash Barka, Debub, Mar Rojo meridional y Mar Rojo septentrional;
  • instaló tres nuevos sistemas de abastecimiento de agua que funcionan con energía solar, en tres poblados de Gash Barka; el proyecto beneficiará a 17.000 personas;
  • ayudó a que unos 24.000 pobladores de Gash Barka, Mar Rojo meridional y Debub tuvieran acceso al agua potable, a través de la realización de obras de mantenimiento;
  • incrementó la capacidad de numerosos hogares de producir alimentos, mediante la distribución de 75 bombas de pie y semillas de hortalizas para 1.500 personas en las regiones de Anseba y Debub;
  • entregó esterillas que se utilizan para mejorar los refugios de unas 6.000 personas desplazadas que se reasentaron en nuevos poblados de la región de Mar Rojo meridional, tras la erupción de un volcán;
  • construyó dos estanques para el Ganado en Gash Barka a fin de hacer frente a la escasez de agua;
  • presta asistencia a grupos minoritarios etíopes para que renueven u obtengan su permiso de residencia, mediante la entrega de apoyo financiero;
  • difundió los conceptos básicos del DIH entre más de 3.000 miembros de la Unión Nacional de Jóvenes y Estudiantes Eritreos.