• Enviar
  • Imprimir

Libia: actividades del CICR en 2012

20-02-2013 Hechos y cifras

Apoyo a la Media Luna Roja Libia (MLRL)

  • Proporcionó a la MLRL 10.000 paquetes de artículos de higiene destinados a 60.000 personas desplazadas y vulnerables en Bengasi.
  • Organizó tres cursos de instructor en primeros auxilios en beneficio de 171 voluntarios.
  • Donó 13 ambulancias y 5 minibuses con equipados con elementos de primeros auxilios, como camillas, maniquíes para ejercicios prácticos, etc.
  • Renovó las oficinas y clínicas de la MLRL afectadas por el conflicto en Bani Walid, Sirte y Ajdabya.

Promover el bienestar de los detenidos

  • Realizó 184 visitas a 86 lugares de detención, donde se habían alojado más de 12.600 detenidos, aunque no al mismo tiempo;
  • Registró los datos y siguió de cerca los casos de 603 detenidos.
  • Proporcionó más de 17.600 artículos domésticos esenciales (mantas, paquetes de artículos de higiene personal, ropa, productos de limpieza, etc.) en 13 lugares de detención.
  • Proporcionó alimentos para 3.000 migrantes alojados en centros de retención en el sur de Libia.
  • Puso en marcha cinco proyectos de reparación de redes de abastecimiento de agua en Bengasi, Al-Gharyan y Trípoli, en beneficio de casi 3.500 detenidos.

Restablecimiento del contacto entre familiares y esclarecimiento del paradero de personas desaparecidas

  • Prestó apoyo al Ministerio de Familiares de Mártires y Desaparecidos en materia de restablecimiento del contacto entre familiares, gestión de restos humanos, recolección y gestión de datos personales y mecanismos para la gestión de casos de personas desaparecidas.
  • Recogió y entregó más de 300 mensajes de Cruz Roja intercambiados entre familiares que habían quedado separados, principalmente por cuestiones relacionadas con la detención.
  • Facilitó la realización de 1.045 llamadas telefónicas en lugares de detención y centros de retención de migrantes.
  • Notificó la detención de 352 ciudadanos extranjeros a sus respectivas embajadas.
  • Visitó a cuatro detenidos libios en Guantánamo, les ayudó a intercambiar 20 mensajes de Cruz Roja con sus familiares y facilitó la realización de seis llamadas telefónicas y tres videoconferencias entre ellos y sus seres queridos.

Apoyo a las actividades forenses

  • Organizó un curso de introducción a la investigación forense para 24 funcionarios del Ministerio de Familiares de Mártires y Desaparecidos.
  • Prestó asesoramiento técnico durante visitas a lugares de enterramiento en Sirte, Ras Lanouf, Asaba, Wadi Rabi'a y Bir Lusta Milad.

Apoyo a la atención de salud

  • Donó insumos médicos suficientes para operar a 450 víctimas a los hospitales de Al-Gharyan, Asaba, Al-Kufrah, Sabha, Brak y Bani Walid.
  • Proporcionó a las clínicas de Al-Kufra, Brak y Bani Walid paquetes con material médico de urgencia. El contenido de cada paquete permitió tratar a 50 personas con heridas causadas por armas.
  • Durante los enfrentamientos, donó al hospital de Sabha dos respiradores portátiles para pacientes en estado crítico.
  • Donó camillas y materiales para la gestión y evacuación de víctimas a la sección de Zwara de la MLRL y a los servicios de ambulancia de Al-Kufra, Ajdabya y Misrata.
  • Donó 620 bolsas para cadáveres.
  • Evacuó a 93 pacientes y 62 familiares de un lado al otro de la línea de frente en Al-Kufra, en cooperación con el Ministerio de Salud.
  • Junto con la MLRL, organizó una sesión de formación en respuesta a desastres, en la que se realizó un simulacro de accidente de avión en el aeropuerto de M'itigah, para más de 150 participantes procedentes de los servicios de emergencia libios.
  • Proporcionó formación en primeros auxilios a 606 personas en Misrata, Ghadamis, Sirte, Trípoli, Ghat, Sabha y Rakaba.
  • Organizó dos cursos de tres días de duración sobre traumatología de urgencia (intubación, afluencia masiva de víctimas, triage y preparación para situaciones de emergencia) en Misrata y Bengasi, en beneficio de 35 médicos.
  • Facilitó la participación de cuatro cirujanos libios de Bengasi, Misrata, Trípoli y Obari en un seminario intensivo sobre cirugía de guerra celebrado en Ginebra.
  • Organizó un seminario para 128 cirujanos de diferentes regiones para mejorar sus aptitudes para tratar heridas causadas por armas.

Reducir los riesgos relacionados con la contaminación por armas

  • Retiró 8.948 artefactos explosivos y 12.524 cartuchos de municiones para armas pequeñas en las montañas de Nafusa, Bani Walid, Misrata, Sirte, Zwara, Ragdaline y Trípoli.
  • En colaboración con la MLRL, organizó sesiones de educación sobre riesgos para al menos 24.000 personas en las zonas gravemente contaminadas.
  • Impartió formación a oficiales de policía, a los miembros de 19 secciones de la MLRL y a funcionarios de la Autoridad Nacional de Seguridad en Trípoli y Bani Walid, a fin de sensibilizarlos sobre los peligros que representan los restos explosivos de guerra.

Ayuda a personas desplazadas y comunidades vulnerables

  • Proporcionó alimentos para más de 55.000 personas desplazadas inmediatamente después del conflicto, en Misrata, Karrarim, Wadi Mardoum, Urban (Gumata, Al-Ja'afrah y Awlad Brik), Tarhuna, Sgeiga, campamentos para desplazados en Trípoli y en Abu-Ghrein.
  • Cooperó con la MLRL para proporcionar artículos domésticos esenciales para más de 58.000 personas desplazadas en diversas regiones.
  • Junto con la MLRL y el Consejo de Refugiados de Siria, proporcionó socorros de emergencia a 3.000 refugiados recién llegados, en Misrata.

Abastecimiento de agua potable y mejoras en el saneamiento

  • Finalizó 19 proyectos de abastecimiento de agua potable, en beneficio de:
  • 10.500 personas en Kikla, Sabha, Kufra y Urban (Bani Walid);
  • 80.000 personas en Qubah, Al-Kufrah, Al-Zintan, Al-Gharyan, Kikla, Misrata y Bengasi;
  • 650.000 personas en Ajdabya y Misrata.

Promoción del derecho internacional humanitario

  • Firmó un acuerdo con el Ministerio de Defensa en función del cual impartirá formación sobre el derecho de los conflictos armados a oficiales del ejército libio.
  • Celebró reuniones informativas con funcionarios del Ministerio de Defensa, miembros del ejército libio y dirigentes de las brigadas revolucionarias en Trípoli, Misrata, Bengasi y las montañas de Nafusa, con el fin de sensibilizarlos sobre el DIH.
  • Organizó una mesa redonda con el ejército libio para examinar la incorporación del DIH en la legislación nacional y en los reglamentos internos y manuales de las fuerzas armadas.
  • Organizó cuatro cursos de formación sobre el DIH, de una semana de duración,  para 92 oficiales del ejército libio, funcionarios del Ministerio de Defensa y funcionarios del consejo militar/Escudo Libio.