Nigeria: ayuda para más de 50.000 personas desplazadas por la violencia en el nordeste

05 noviembre 2014
Nigeria: ayuda para más de 50.000 personas desplazadas por la violencia en el nordeste
Miles de familias desplazadas por la violencia en el nordeste de Nigeria hacen fila para recibir alimentos y otros artículos básicos durante una distribución realizada por el CICR y la Cruz Roja de Nigeria. CC BY-NC-ND / ICRC / A. Ahmed Hersi

Miles de personas desplazadas por el conflicto en el nordeste de Nigeria se han refugiado en Maiduguri.

El 3 de noviembre, el CICR y la Cruz Roja de Nigeria concluyeron una distribución de alimentos y artículos domésticos de primera necesidad para más de 50.000 personas que viven en condiciones sumamente difíciles. “Estas personas no solo tuvieron que abandonar sus hogares en Kodunga, Kaga, Gwoza y Damboa, sino que también perdieron todas sus pertenencias y sus medios de sustento. No tenían alimentos suficientes ni artículos básicos”, dijo Karl Mattli, jefe de la delegación del CICR en Nigeria. "La presión adicional que significó la llegada de los desplazados para las comunidades anfitrionas superó lo que estas podían afrontar.”

Tras evaluar la situación, el CICR y la Cruz Roja de Nigeria dieron inicio a una operación de emergencia para responder a las necesidades urgentes. Personal del CICR y más de un centenar de voluntarios de la Cruz Roja de Nigeria distribuyeron 960 toneladas métricas de alimentos y otros socorros para 51.000 beneficiarios.

Alimentos y otros socorros para las personas necesitadas en el nordeste del país

La mayoría de las personas desplazadas que llegaron a Maiduguri en los últimos meses se instalaron en edificios del Gobierno, escuelas o campamentos oficiales. Algunas se quedaron en casa de parientes o de familias anfitrionas, con las que compartieron sus escasos recursos, mientras que otras se refugiaron en asentamientos informales. Independientemente de dónde estén viviendo, las personas desplazadas no están en condiciones de comprar sus alimentos y, por lo tanto, dependen de la ayuda provista por el Estado o de la generosidad de otras personas para sobrevivir.

"En el corto plazo, la ayuda que acabamos de distribuir mejorará en forma significativa la situación de los desplazados”, dijo Janet Angelei, especialista en seguridad económica del CICR que trabaja en Nigeria. “Los utensilios de cocina, las mantas, el jabón, las colchonetas, los artículos de higiene y las lonas impermeables que hemos distribuido les ayudarán a satisfacer algunas de sus necesidades inmediatas y a reducir la presión sobre las familias anfitrionas.”

El CICR también distribuyó arroz, guisantes, aceite comestible y sal en cantidad suficiente para un mes, aproximadamente. “Desde que huimos de nuestros hogares, no habíamos recibido ninguna ayuda significativa”, dijo Abdullahi Abuya, de Konduga. "Durante semanas, algunos de nosotros apenas tuvimos algo para comer, pero ahora estamos mejor.”

Maiduguri, Nigeria. Displaced women who lost everything due to the conflict in Borno state and who were living in extremely difficult situations step forward to pick emergency supplies from the ICRC and the Nigerian Red Cross. [CC BY-NC-ND / ICRC / A. Shaffa]

Mujeres desplazadas que perdieron todo a causa del conflicto en el estado de Borno y que estaban viviendo en condiciones sumamente difíciles hacen fila para recoger la ayuda alimentaria y no alimentaria entregada por el CICR y la Cruz Roja de Nigeria. CC BY-NC-ND / ICRC / A. Shaffa

Asistencia de salud

En cooperación con el ministerio de Salud, el CICR ha comenzado a refaccionar el centro de atención primaria de la salud Mala Kachalla, en Maiduguri, y a capacitar a su personal. Además, ha construido una torre de agua con un tanque de 4.000 litros e instalado un sistema de suministro de agua que funciona con energía solar. Por otro lado, ha renovado por completo el piso, el cielorraso y las ventanas del lugar. “El centro, que ahora puede funcionar correctamente, ofrece servicios generales a pacientes ambulatorios, con especial atención a los niños menores de cinco años, y servicios antenatales y posnatales, además de atender los partos. Por otro lado, en el centro se estabiliza a los pacientes antes de derivarlos a atención secundaria”, dijo Bernadette Gleeson, jefa de los programas de cirugía y primeros auxilios del CICR en Nigeria. Debido a la afluencia de desplazados que ha llegado a Maiduguri, se calcula que el centro ahora atiende a unas 100.000 personas más que lo habitual.

Ayuda de emergencia para los nigerianos que huyeron a Níger

Los civiles que huyeron de los enfrentamientos entre el ejército nigeriano y grupos armados han llegado recientemente a la zona de Diffa, en la parte más oriental de Níger. Los desplazados, en su mayoría mujeres y niños, llegaron de la zona de Abadam y de poblados nigerianos cercanos a Lago Chad. Han perdido todo y dependen por completo de las comunidades anfitrionas y de la ayuda provista por las organizaciones humanitarias. A comienzos de octubre, el CICR y la Cruz Roja de Níger distribuyeron alimentos para más de 2.000 personas en Diffa y para más de 3.500 personas que se han refugiado en islas de Lago Chad.

En 2014, el CICR también:

  • visitó detenidos en más de 20 lugares de detención a fin de verificar las condiciones en que se encuentran. Las conclusiones se transmitieron en forma absolutamente confidencial a las autoridades. Además, personal del CICR entregó a los detenidos mantas, mosquiteros, artículos de limpieza y de aseo personal, mejoró las condiciones de higiene y ayudó a que los detenidos puedan acceder con mayor facilidad a agua apta para el consumo;
  • restableció el acceso al agua salubre en favor de más de 80.000 personas en los estados de Kaduna y Plateau;
  • en Maidiguri, entregó ayuda alimentaria mensual para 880 mujeres que perdieron a sus maridos en el conflicto actual;
  • proporcionó alimentos y otra ayuda para más de 37.000 personas desplazadas a raíz de la violencia entre comunidades en los estados de Kaduna y Plateau;
  • participó en una campaña iniciada a finales de octubre para vacunar 150.000 reses y 50.000 ovejas y cabras en asociación con el ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural de Plateau;
  • abasteció de fertilizante y semillas de maíz a unas 2.000 familias en Plateau a fin de permitirles retomar sus actividades agrícolas;
  • envió un equipo de cirugía móvil para ayudar a atender a más de 70 personas heridas en estallidos de bombas en Jos (en mayo) y en Kaduna (en julio);
  • ofreció capacitación en primeros auxilios para 1.850 personas en cooperación con la Cruz Roja de Nigeria;
  • enseñó a más de un millar de personas, en su mayoría de las fuerzas militares nigerianas y de la Cruz Roja de Nigeria, a tratar adecuadamente los restos humanos.

Para más información:
Denes Benczedi, CICR, Abuja, tel.: +234 706 418 90 02 o +234 703 595 41 68
Thomas Glass, CICR, Ginebra, tel.: +41 22 730 31 49 o +41 79 244 64 05