Brasil: el CICR acompaña a los familiares de personas desaparecidas

Brasil: el CICR acompaña a los familiares de personas desaparecidas

Artículo 17 julio 2019

Una red de solidaridad compuesta por familiares unidos por el mismo dolor: convivir con la desaparición de un ser querido. El Programa de Acompañamiento de Familiares de Personas Desaparecidas en San Pablo se creó y tuvo su primera reunión este fin de semana en el interior de San Pablo. "Estar con ustedes fue maravilloso", resumió –en sintonía con el sentimiento general- Alberto Correia dos Santos, que busca a su hijo Rodrigo desde 2012.

Cerca de 30 familiares participaron de actividades lúdicas, sesiones informativas y momentos más íntimos, como en la mañana del domingo, cuando compartieron, emocionados, recuerdos de la convivencia con sus hijos, hijas, madres, hermanas, cuñados, yernos que están desaparecidos. "Fue ahondar en nuestras historias. Un rescate. Un espacio para desahogarnos con personas que nos entienden", fueron algunas de las conclusiones de los participantes.

"Este es el inicio de un camino. Vamos a apoyar a estas familias", explicó la coordinadora de Protección de la delegación regional del CICR para Argentina, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay, Marianne Pecassou. El objetivo del programa, que durará dos años, es fortalecer a los familiares mediante un grupo que puede ayudar, escuchar, hablar, contar sus historias y crear una red para enfrentar mejor la difícil situación que atraviesan.

Romper el aislamiento

Los familiares de personas desaparecidas tienen necesidades específicas graves, pero son pocas las acciones que ayudan a aliviar o resolver esos problemas. "Por eso, es común que se aíslen y desanimen", afirma la responsable del Programa de Personas Desaparecidas y sus Familiares del CICR en Brasil, Larissa Leite.

Para Rita Cassia de Oliveira, que busca a su hijo desde hace 16 años, el encuentro ayuda "psicológicamente" a muchas personas. "Me siento bien. Las actividades que hacemos y el hecho de poder encontrarnos con personas en la misma situación que nosotros ayudan mucho", cuenta.

Fabio Azeredo, responsable del Programa de Salud Mental y Apoyo Psicosocial del CICR hizo un balance positivo. "Se generó un movimiento en el cual el propio grupo tiene un efecto terapéutico entre quienes ya se conocían y quienes se suman ahora, lo cual es una sorpresa muy grata", analizó. Parte de los familiares está en contacto con el CICR desde 2018.

"Esta reunión nos da mucha fuerza. Un hilo solo es débil, dos son un poco más fuertes, tres son resistentes. Es importante que las familias se unan", ilustra Leonardo da Cruz. Maria Helena, madre de Wellerson, cuenta lo difícil que es convivir con la angustia de tener un hijo desaparecido y la importancia de contar con apoyo.

El Programa de acompañamiento tratará temas como el derecho a saber, el reconocimiento, las relaciones familiares y comunitarias, la salud física, el acceso a los derechos, los medios de vida, y el apoyo emocional y psicológico.

Durante 2017, la policía civil de Brasil registró 82.684 personas desaparecidas, según un relevamiento realizado por el Foro Brasileño de Seguridad Pública (FBSP). El CICR trabaja con las autoridades locales y los familiares, con el objetivo de ayudar a elaborar mejores respuestas a este fenómeno.

Objetivos del Programa de Acompañamiento de Familiares de Personas Desaparecidas

✓ Fortalecer a los participantes y a sus familiares para que no se paralicen frente a la incertidumbre y logren afrontar las dificultades relacionadas con la desaparición de su ser querido.
✓Facilitar el acceso a la información y a servicios importantes para la promoción de sus derechos y de su salud, seguridad y bienestar.
✓ Inspirar y capacitar a los representantes de organismos públicos y miembros de otras organizaciones interesados en realizar actividades de acompañamiento de otros familiares de personas desaparecidas.