Irak: el CICR solicita 36 millones de francos suizos para un aumento significativo de la ayuda

11 mayo 2015
Irak: el CICR solicita 36 millones de francos suizos  para un aumento significativo de la ayuda
Sudoeste de la gobernación de Bagdad. Familias que huyeron de los combates en Anbar viven ahora en carpas, sin acceso al agua potable y a una atención médica adecuada. CC BY-NC-ND/ICRC/R.ElHage

Bagdad/Ginebra (CICR) – El CICR ha afirmado que es necesario realizar ingentes esfuerzos para responder al aumento dramático del número de personas obligadas a abandonar sus hogares en Irak. El CICR hace un llamamiento por 36 millones de francos suizos adicionales (38,5 millones de dólares estadounidenses, 24,3 millones de euros), que se sumarán al monto que ya se ha asignado a Irak, a fin de responder a las crecientes necesidades.

En la actualidad, unos 2,7 millones de personas han tenido que desplazarse en el interior de Irak, en comparación con unas 300.000 personas que tuvieron que hacerlo a comienzos de 2014. El aumento se debe a la intensificación de los enfrentamientos en diferentes partes del país.

"En las zonas afectadas por los enfrentamientos, la infraestructura vital ha quedado dañada. Los servicios básicos, como los de salud y agua, están gravemente afectados. Para decirlo de forma simple: las necesidades están aumentando trágicamente", dijo el director de Actividades Operacionales del CICR, Dominik Stillhart, que realiza una visita de cinco días de duración a Irak. "El dinero adicional nos permitirá prestar ayuda a unas 900.000 personas. El suministro de agua limpia será una prioridad clave, ya que pronto llega el verano, con sus altas temperaturas. Además, el dinero se destinará a apoyar las instalaciones de salud que han resultado gravemente dañadas o destrozadas durante los enfrentamientos", dijo el director de Actividades Operacionales.

Dominik Stillhart, director de Actividades Operacionales del CICR, dialoga con personas que debieron huir de Anbar y que hoy viven en un campamento en el sudoeste de Bagdad. CC BY-NC-ND/CICR/R.ElHage

"Lo que he visto durante la visita me ha conmovido. Las personas desplazadas viven en condiciones desesperantes. Algunas de ellas fueron objeto de ataques e intimidaciones cuando se dirigían a los nuevos sitios donde instalarse", dijo el señor Stillhart, tras las visitas al terreno en las gobernaciones de Anbar, Bagdad y Kirkuk. "Seguiremos dialogando con las partes en el conflicto acerca de su responsabilidad de proteger a los civiles, los detenidos, los heridos y los enfermos, de conformidad con el derecho internacional humanitario."

Desde principios de 2015, el CICR ha entregado raciones de alimentos suficientes para un mes y otros socorros básicos para más de medio millón de personas en Irak. Además, ha distribuido insumos médicos vitales entre 45 instalaciones de salud en todo el país. Más de 400.000 personas se han beneficiado de los esfuerzos del CICR por mejorar el suministro de agua. A su vez, el personal del CICR ha seguido visitando los lugares donde se encuentran personas detenidas. La finalidad es verificar que esas personas reciban un trato humano.

"Hace demasiado tiempo que la población de Irak padece graves penurias. Los efectos de los diversos conflictos y enfrentamientos perdurarán por varias generaciones. Por ello, es muy importante que hagamos ahora un esfuerzo considerable, para reducir el sufrimiento", añadió el señor Stillhart.

Para más información:
Ralph El Hage, CICR, Bagdad, tel.: +964 0790 191 6927
Dibeh Fakhr, CICR, Ginebra, tel.: +41 22 730 37 23 o +41 79 447 37 26