Respeto del derecho internacional humanitario en los conflictos armados y acción del CICR en favor de las personas protegidas por los Convenios de Ginebra

01-11-1986 Artículo, Revista Internacional de la Cruz Roja

Conferencia Internacional 1986: Resolución I

     

La XXV Conferencia Internacional de la Cruz Roja,

  habiendo tomado nota de los informes de actividad del CICR desde 1981, del informe quinquenal 1981-1985 y del informe semestral de 1986, presentados por el CICR a la Conferencia, y habiendo escuchado el informe sobre el respeto del derecho internacional humanitario en los conflictos armados, presentado por el presidente del CICR;

  comprobando con inquietud el aumento del número de conflictos armados en curso y la prolongación de varios de ellos;

  habiendo tomado nota del informe del presidente del CICR, en particular de las dificultades con que tropieza el CICR en sus esfuerzos por proteger y ayudar a las víctimas militares y civiles de los conflictos armados;

  comprobando que las violaciones de las disposiciones de los Convenios de Ginebra en varios de esos conflictos armados constituyen un grave obstáculo para la acción humanitaria del CICR y ponen así en peligro la suerte que corren las víctimas de esos conflictos;

  deplorando los ataques indiscriminados de que es víctima la población civil, el uso de armas prohibidas, como las armas químicas, así como los desplazamientos forzados de personas civiles por tropas de ocupación y la destrucción de viviendas civi les, en violación de las leyes y costumbres de la guerra;

  comprobando una inquietante degradación del respeto del derecho internacional humanitario, en particular por Io que atañe al trato de que son objeto los prisioneros de guerra, los internados civiles y otras personas capturadas en los conflictos armados, así como de la conducción de las hostilidades y del trato a la población civil, en violación de las leyes y costumbres de la guerra;

  recordando la Resolución III de la XXIV Conferencia Internacional de la Cruz Roja, en la que se reafirma la aplicabilidad del IV Convenio de Ginebra en los territorios árabes de Oriente Medio ocupados en 1967;

  profundamente preocupada por las dificultades que se crean al CICR en sus esfuerzos por proteger y ayudar a todas las víctimas, militares y civiles, de los conflictos armados, incluso en la ejecución de operaciones de socorro:

1. lamenta que las discrepancias sobre la calificación jurídica de los conflictos dificulten a menudo la aplicación del derecho internacional humanitario y la labor del CICR;

2. pide a todas las Partes que intervienen en conflictos armados que respeten cabalmente las obligaciones que les incumben en virtud del derecho internacional humanitario y permitan que el CICR Ileve a cabo sus actividades humanitarias;

3. pide en particular a todas esas Partes que autoricen al CICR a tener acceso, con regularidad, a todos los prisioneros en los conflictos armados comprendidos en el derecho internacional humanitario y permitan que el CICR efectúe la pronta y progresiva repatriación d e los prisioneros de guerra de conformidad con las disposiciones del III Convenio de Ginebra, o más allá de las mismas en la medida en que sea aceptable, por consideraciones humanitarias;

4. pide también a las Partes en los Convenios de Ginebra que cumplan cabalmente con las obligaciones que les incumben en virtud del IV Convenio de Ginebra y permitan que el CICR realice las correspondientes tareas humanitarias;

5. recuerda a todas las Partes en los Convenios de Ginebra su común obligación de respetar y hacer respetar esos Convenios en todas las circunstancias, y les invita a apoyar al CICR en su acción humanitaria;

6. expresa su convicción de que la estricta aplicación de los Convenios de Ginebra puede contribuir a la solución pacifica de los conflictos;

7. invita al CICR a que informe a todas las Partes en los Convenios de Ginebra, conforme a las normas de confidencialidad del CICR, sobre los progresos que se realicen en el respeto y aplicación del derecho internacional humanitario.