Página archivada:puede contener información desactualizada

Minas: el CICR hace un llamamiento para que se incrementen las actividades de remoción de minas antipersonal y la ayuda a las víctimas

28-11-2005 Comunicado de prensa 05/68

Ginebra/Zagreb (CICR) – La reunión anual, en la que participan los 147 Estados Partes en la Convención sobre la prohibición de las minas antipersonal, se inauguró hoy en Zagreb, (Croacia), con un llamamiento del vicepresidente del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) a los Gobiernos para que destinen más esfuerzos y recursos a limpiar las zonas minadas y a velar por que las víctimas de las minas tengan acceso, de por vida, a la asistencia que necesitan.

Dirigiéndose a aproximadamente setecientos representantes de Gobiernos, organismos internacionales y organizaciones no gubernamentales, Jacques Forster advirtió que " aunque la crisis de las minas terrestres no sea tan notoria actualmente como lo era hace diez años, no ha perdido en absoluto su carácter urgente. Quizás hayamos disminuido el ritmo de los estragos causados por las minas antipersonal, pero estamos lejos de haber terminado con ellos " .

Participa asimismo en la reunión, en nombre del CICR, el director del centro ortopédico de la Institución en Kabul, Najmuddin Najumuddin, también sobreviviente de las minas.  " La rehabilitación física, los miembros artificiales y otros artefactos, como las sillas de ruedas y las muletas, son importantísimos para ayudar a los sobrevivientes de las minas y a otras personas minusválidas a retornar al trabajo y a integrarse socialmente, " dijo. La Convención es el primer tratado internacional que no sólo prohíbe un arma sino que también estipula que se preste asistencia a sus víctimas.

Diez años después de finalizados los conflictos que devastaron gran parte del sudeste de Europa, la región sigue sufriendo los efectos de las minas terrestres. Miles de kilómetros cuadrados de tierras minadas siguen sin utilizarse y miles de sobrevivientes de las minas luchan por rehacer sus vidas. Todos los Estados de la región son Partes en la Convención, lo cual significa que se han comprometido a proteger a las generaciones presentes y futuras de la muerte, la mutilación y el empobrecimiento que causan inevitablemente las minas antipersonal. Esos Estados han hecho enormes progresos por lo que respecta a la limpieza de las tierras minadas, p ero tendrán que aumentar significativamente el ritmo de esas actividades si quieren respetar los plazos para la remoción de minas estipulados en la Convención, el primero de los cuales se vence en 2009.

     

     

     

  Para más información:  

  Kathleen Lawand, Ginebra, CICR, tel.: ++41 76 581 21 17  

  Ian Piper, CICR, Ginebra, tel.: ++41 79 217 32 16  

  Marcin Monko, CICR, Budapest, tel.: ++   36 1 212 11 46 47 48