Página archivada:puede contener información desactualizada

Sudán/Chad: el CICR sigue esforzándose por lograr la liberación de sus colaboradores secuestrados

03-12-2009 Entrevista

El CICR sigue presionando para lograr la liberación de sus colaboradores Gauthier Lefèvre, secuestrado en Darfur occidental, Sudán, el 22 de octubre, y Laurent Maurice, capturado en el este de Chad el 9 de noviembre. Daniel Duvillard, el jefe de Operaciones del CICR para África oriental, explica la situación.

 

     
   
Daniel Duvillard, el jefe de Operaciones del CICR para África oriental      
      ¿Cómo se mantienen informados de lo que les está pasando a Gauthier y Laurent?  

El CICR no ha estado en contacto directo con ellos en los últimos días. Lo que sabemos de ellos nos ha llegado de forma indirecta a través de los medios de comunicación (después de que Laurent hablara con la prensa) y de sus secuestradores.

 

Seguimos manteniendo contactos relativamente frecuentes con los secuestradores y con las autoridades nacionales y locales. Queremos que Gauthier, Laurent y sus familiares sepan que estamos haciendo todo lo que podemos para lograr su rápida liberación. No daremos más detalles sobre estas gestiones, porque no queremos decir nada que pudiera comprometer su seguridad o nuestras posibilidades de lograr su liberación.

 

  Recientemente los medios de comunicación dieron a conocer las demandas de un grupo armado que amenazaba con matar a los rehenes que tiene en su poder. Se mencionó el nombre de Laurent. ¿Cuál es su reacción?  

 

El trato y el bienestar de Laurent dependen de sus secuestradores. Por supuesto, nos preocupa su seguridad, así como la de Gauthier, desde el primer día del secuestro. Su seguridad es lo que más nos preocupa. Sólo una liberación inmediata e incondicional puede poner fin a esta pesadilla. Estamos plenamente conscientes de la angustia que causa esta situación y deseamos reiterar nuestro apoyo a los familiares, amigos y colegas de Gauthier y Laurent.

 

  ¿Cómo afecta esta situación sus actividades en Sudán y Chad?  

 

Como la seguridad es nuestra principal preocupación, la revisamos en forma constante. Estamos tomando todas las precauciones posibles para que nuestro personal trabaje en forma segura. Si bien hemos suspendido algunos movimientos y adaptado nuestra presencia en el este de Chad y en Darfur occidental, seguimos esforzándonos por mantener los servicios esenciales que no presta ninguna otra organización. En particular, mantenemos nuestras actividades en el campamento para personas desplazadas en Gereida, en el sur de Darfur, y con los servicios vitales, como los de cirugía de emergencia que se prestan en el hospital Abéché, en el este de Chad. Seguimos prestando apoyo a los centros de atención primaria de la salud y a otras instalaciones locales, así como a las actividades de la Media Luna Roja Sudanesa y la Cruz Roja de Chad. En zonas alejadas de Darfur y del este de Chad, adonde muy pocas organizaciones pueden llegar, el CICR ha participado en varias actividades, como facilitar el acceso al agua potable y ayudar a las personas a autoabastecerse a través de las actividades agrícolas. El hecho de que hayamos tenido que disminuir nuestra presencia en el terreno significa que ahora prestamos menos de esos servicios. Lamentamos profundamente esa situación. Nuestra prioridad es obtener la liberación de nuestros colaboradores lo más pronto posible, de modo tal que podamos volver a destinar todos nuestros recursos a la labor humanitaria que tanto se necesita.

 

Por último, deseamos subrayar que, si bien hemos reducido nuestras tareas en determinadas zonas, en otras partes de Chad y Sudán mantenemos las actividades que veníamos realizando.