• Vestidos con ropa nueva para la ocasión, Niyonzima y Justin esperan con ansias el reencuentro con sus familiares.
    • Vestidos con ropa nueva para la ocasión, Niyonzima y Justin esperan con ansias el reencuentro con sus familiares. “Extrañaba a mi madre”, dice Justin. “Siempre que necesitaba algo, ella me lo daba”.
      © CICR / Angela Bertini Schuldt
  • Justin (izquierda) espera a sus amigos, mientras el equipo del CICR de Goma, RDC, los recibe en la frontera entre la RDC y Uganda.
    • Justin (izquierda) espera a sus amigos, mientras el equipo del CICR de Goma, RDC, los recibe en la frontera entre la RDC y Uganda.
      © CICR / Angela Bertini Schuldt
  • Al cruzar la frontera de Bunagana, los niños están evidentemente emocionados, felices de haber retornado a la RDC. La idea de reunirse con sus familiares los lleva a cantar y saltar de alegría.
  • Durante los reencuentros, todo el pueblo sale a celebrar el regreso de los niños. También es una oportunidad para que los antiguos compañeros de juegos les hagan una y mil preguntas sobre la vida lejos del hogar.
  • La alegría de una abuela al ver a Bahati Erick, su nieto perdido, es casi palpable.
  • Finalmente, Justin y Niyonzima regresaron a casa con su padre (derecha).
  • Estoy muy feliz de estar nuevamente con mi familia y amigos, dice Amani Jean-Marie Amini, el joven con pantalones rojos, que posa con su familia.

  • Secciones relacionadas