Sudán

El CICR trabaja en Sudán desde 1978 ayudando a las víctimas de los conflictos armados. Para mejorar la calidad del apoyo que se brinda a las personas con discapacidad, el CICR apoya el programa de rehabilitación física de la Autoridad Nacional de Prótesis y Ortesis, a través de conocimientos técnicos, capacitación y materias primas importadas. También promueve el conocimiento del DIH. Coopera con la Sociedad de la Media Luna Roja Sudanesa (SRCS) en actividades como la reconexión de familias separadas durante el conflicto y la capacitación del personal de la SRCS en DIH. Tras una ronda positiva de conversaciones con las autoridades sudanesas, el CICR está trabajando para reiniciar programas adicionales para las comunidades afectadas que se centrarán en mejorar el acceso al agua y los servicios de salud, y en fortalecer los medios de subsistencia y la seguridad alimentaria.

Noticias
En cifras

En 2016:

  • 1.589
    mensajes de Cruz Roja se intercambiaron entre familiares separados por el conflicto
  • 4.578
    personas con discapacidad se beneficiaron de los servicios de rehabilitación física
  • 21.000
    personas recibieron artículos domésticos básicos
  • 326
    llamadas telefónicas se facilitaron entre los miembros de la familia separados por el conflicto
  • 16
    Salamats (mensajes orales) se distribuyeron a las familias de los detenidos
  • 1
    niño de Sudán del Sur se reunió con su familia en Juba como parte de nuestro objetivo de reunir a las familias separadas durante el conflicto
  • 250
    miembros de fuerzas armadas, fuerzas de mantenimiento de la paz y estudiantes universitarios recibieron capacitación sobre DIH
  • 60
    personas discapacitadas recibieron microcréditos para generar sus propios ingresos
  • 48
    trabajadores de rehabilitación física y estudiantes universitarios fueron capacitados y educados para promover servicios de rehabilitación física de calidad
  • 2
    equipos se enfrentaron en un torneo de baloncesto en silla de ruedas para apoyar la inclusión social de las personas con discapacidad. Fue organizado por el CICR y sus socios sudaneses.